Conectate con nosotros

Notas

Consejos sobre cómo alimentar a los niños en días de mucho calor

Publicado

en

Se debe tener en cuenta que la población infantil es más sensibles a las altas temperaturas, por lo que es importante reforzar la alimentación saludable, además de la buena hidratación. A continuación, cómo cuidar la alimentación de los niños en verano.

El Ministerio de Salud indicó que en verano es importante hacer hincapié en la alimentación e hidratación para mantener la temperatura corporal, sobre todo con los más pequeños de la casa.

En ese sentido, el Instituto de Alimentación y Nutrición (INAN) brinda algunas recomendaciones a tener en cuenta:

Los bebés menores de 6 meses que reciben lactancia materna no necesitan adicionar otro líquido además de la leche materna, la cual es importante ofrecer con mayor frecuencia, para lograr la regulación de la temperatura corporal. Posiblemente, durante los días cálidos, el bebé de por sí demande mayor cantidad de leche.

A partir de los 6 meses de edad, ya deberán consumir agua potable y, en épocas calurosas, en mayor cantidad, evitando el consumo de gaseosas y bebidas azucaradas que no ayudan a la hidratación. Además, a esa edad, el bebé ya recibe alimentos sólidos (alimentación complementaria).

Es recomendable ofrecerles comidas de consistencia espesa, para que, en poca cantidad, reciba los nutrientes que necesita, prefiriendo preparaciones saludables, como hervido, a la plancha, al vapor y al horno.

Las frutas y verduras son buena fuente de vitaminas, fibra y agua, por lo que es importante ofrecerlas de todos los colores. Son una excelente opción para consumir como media mañana, merienda o postre del almuerzo o cena.

Los niños mayores de 18 meses de edad pueden incorporar a su alimentación ensaladas de verduras crudas.

En cuanto a la conservación de los alimentos, no se debe dejarlos a temperatura ambiente por más de 2 horas, es decir, es necesario guardar los alimentos cocidos inmediatamente en la heladera, pero no por más de 48 horas.

Otro cuidado importante es vestir a los niños con ropa ligera, de colores claros, y evitar exponerlos mucho tiempo al sol o altas temperaturas. Buscar lugares frescos, donde puedan jugar o compartir con la familia. HOY

Sigue leyendo
Anuncio

Más popular