Conectate con nosotros

Notas

Los paraguayos, por tercer año, son los ciudadanos más optimistas del mundo

Publicado

en

A mal tiempo buena cara. Los latinoamericanos y en especial los paraguayos tienen una visión positiva de sus vidas.
Los resultados se basan en entrevistas telefónicas y cara a cara, con aproximadamente 1.000 personas jóvenes, mayores de 15 años, llevadas a cabo en el año 2013 en más de 138 países y áreas.

Al menos siete de cada diez personas en el mundo disfrutan de la vida, se ríen, se sienten descansadas y tratadas con respeto, según una encuesta de Gallup publicada ayer, que encontró que el mayor optimismo entre los latinoamericanos y los más optimistas de todos son los paraguayos.
UPIII
«A pesar de los conflictos y los trastornos que dominan gran parte de las noticias, la gente en todo el mundo experimenta muchas emociones positivas», afirmó Gallup.

Para llegar a tales conclusiones, Gallup entrevistó a aproximadamente mil personas mayores de quince años de edad en 138 países y territorios en un sondeo llevado a cabo el año pasado.

El 51% de los encuestados afirmó que había aprendido algo o había hecho algo interesante el día anterior. El «índice de experiencia positiva» de Gallup ha estado por encima del 68% desde 2006 y el año pasado alcanzó el 71%.

De los diez países donde más gente dijo que experimentaba emociones positivas todos, menos Dinamarca, están en América Latina.

PARAGUAYOS, EN PUNTA. Por tercer año consecutivo, Paraguay encabeza al mundo en lo referente a «emociones positivas», según Gallup, seguido por Panamá, Guatemala, Nicaragua y Ecuador.

«El que tanta gente dé cuenta de emociones positivas en América Latina refleja, al menos en parte, la tendencia cultural en la región de enfocarse en los aspectos positivos de la vida», asegura Gallup.

Los otros países latinoamericanos donde el «índice de experiencia positiva» también supera el 81% son Costa Rica, Colombia, Honduras, Venezuela y El Salvador.

El índice de experiencias positivas más bajo lo marcó este año Siria, con un 32%, en tanto que Chad, Lituania, Bosnia Herzegovina, Serbia, Nepal y Bielorrusia quedaron por debajo del 55%.

MAYORES INGRESOS. Las personas que ganan más dinero tienden a reportar emociones positivas más altas. El año pasado, hubo una brecha de 10 puntos porcentuales a nivel mundial entre los soportes más altos y más bajos ingresos.

Pero no todos los datos sugieren que el dinero compra la felicidad. Investigaciones anteriores en los EEUU encontraron que cuando se utilizan estas mismas métricas, un mayor nivel de ingresos tiene un impacto significativo sobre la felicidad general de una persona, pero solo hasta 75.000 dólares. Por encima de ese nivel, los ingresos hacen mucho menos de una diferencia, según el balance de Gallup.
EFE

WASHINGTON – EEUU

Sigue leyendo
Anuncio
Anuncio
Anuncio

Recientes

Facebook

Más popular