Conectate con nosotros

Notas

Pablo Sospechó que lo andaban siguiendo sicarios

Publicado

en

Sospechó que lo andaban siguiendo

Cuatro días antes de su asesinato, Pablo Medina reparó que lo estaban siguiendo pistoleros vinculados al intendente de Ypejhú, Vilmar “Neneco” Acosta Marquez, y lo compartió vía WhatsApp con el familiar de otro de los asesinados. De un análisis realizado al celular se detectan mensajes donde el periodista refiere haber reparado en la presencia de nuevos sicarios llevados desde Curuguaty a Ypejhú, trabajando para el intendente y siguiéndolo. Los calificó de “vyropa”.

pablo

El 12 de octubre pasado, cuatro días antes de que lo asesinaran, Pablo Medina mantuvo una larga conversación con un familiar de Julián Núñez, una de las víctimas asesinadas por el clan del intendente de Ypejhú, Vilmar “Neneco” Acosta. En esta conversación se refleja que Pablo había detectado que nuevos pistoleros –llevados supuestamente de Curuguaty a Ypejhú- habían sido llevados para estar detrás de él.

A las 22:37 del domingo 12 de octubre, el último fin de semana que Pablo Medina estuvo vivo, una persona le comentó por WhatsApp: “Hoy me contaron que los bandidos están por Ypejhú, sueltos y armados. Llevaron dos pistoleros más de Curuguaty”, dijo la persona a Pablo. Este respondió: “Ahhh, sí… estuvieron por acá también según dicen… supuestamente detrás de mí… pero…vyropa” .

Fuente: Es tan triste cómo Julián (Núñez) terminó y para completar no hay justicia. Los fiscales parece que tienen miedo a ellos. Son unas porquerías, en el perdón de la palabra.

Pablo: Más tarde que temprano irán o desaparecerán de allí.

Fuente: Pero duele mucho a nosotros que perdimos un ser querido, un padre de familia tan amoroso.

Pablo: Así mismo es… resulta doloroso. Dos de mis hermanos ya asesinaron también los bandidos.

Más adelante, en la misma conversación le preguntan a Pablo:

Fuente: Decime. ¿Y los que mataron a tu hermano le agarraron?

Pablo: Síii. Uno fue condenado a 25 años… y sigue recluido. El otro a 10 años porque era menor de edad. Salió de la cárcel y también fue asesinado.

Fuente: ¿En serio?

Pablo: Por lo menos algo recibieron. Pero la verdad ya no le recuperamos al que perdimos.

La conversación siguió extendiéndose más minutos de esa noche de domingo en la cual Pablo expresó que eran sus hijos el motivo de seguir adelante: “Nosotros solo vivimos para los hijos nomás ya. Vyropáma la ñande vidami”. En su conversación se leen unos segundos después: “Vivir sin sentido a la vida no es vivir”.

Ya cerca del final de la conversación, Pablo comenta que el sábado 11 de octubre casi fue al Norte a reemplazar a un compañero. “Ayer casi fui a reemplazar a un compañero… y muy probable que vaya…”.ABC

Sigue leyendo
Anuncio

Más popular