Conectate con nosotros

Notas

YPEJHÚ:Policía instaló controles para acogotar al narcotráfico

Publicado

en

Un importante contingente de uniformados policiales arribó ayer a Canindeyú con la misión de ejercer un fuerte control en los caminos de salida de la ciudad de Ypejhú para presionar a los narcotraficantes.
policia-instalo-controles-salidas-ypejhu-acogotar-al-narcotrafico
Control. Ningún vehículo pasa sin ser verificado por los policías que desde ayer instalaron puestos de control en Ypejhú.
Un importante contingente de uniformados policiales arribó ayer a Canindeyú con la misión de ejercer un fuerte control en los caminos de salida de la ciudad de Ypejhú para presionar a los narcotraficantes.

YPEJHÚ

La Policía instaló todo el aparato operativo e investigativo en Canindeyú, para acogotar el tráfico de marihuana como presión que conduzca a la localización de Wilson Acosta Marqués, hermano del intendente de Ypejhú, Vilmar Acosta Marqués, reconocido como uno de los autores del asesinato del periodista Pablo Medina y su asistente Antonia Almada, el jueves último en Villa Ygatimí.

Una dotación de 40 uniformados, encabezada por el propio director general de Orden y Seguridad, comisario general inspector Miguel Urunaga, arribó ayer a Curuguaty, que se suma a los agentes de Antinarcóticos, Inteligencia de la Policía y del Ministerio del Interior, Investigación de Delitos y de Operaciones Especiales, que desde hace 4 días están trabajando en la zona.

La Policía reforzó la Comisaría de Villa Ygatimí, localidad distante a unos 50 kilómetros de Curuguaty, mientras otro grupo encabezado por el jefe de Investigación de Delitos, comisario principal Juan Barúa, permanece en la localidad de Ypejhú desde el domingo último.

Todas las rutas que conectan con Canindeyú en el Departamento de San Pedro están siendo controladas por agentes policiales, por orden de los superiores.

Paralelamente, el fiscal adjunto Alejo Vera, con agentes de Homicidios, están realizando en Ciudad del Este los trabajos técnicos para tratar de dar con el paradero del autor del crimen, reveló ayer el fiscal general del Estado, Francisco Javier Díaz Verón.

De acuerdo a las versiones recabadas con moradores de la zona, la presencia policial continua está produciendo un enorme perjuicio a la comercialización de estupefacientes, ya que es la temporada en que se quita la droga de los sitios de producción para su traslado al Brasil. Pero hasta el momento las autoridades se concentran solo en la captura de los sospechosos del crimen.

Los investigadores ya allanaron la casa particular, el establecimiento ganadero y la sede de Municipalidad de Ypejhú en busca de Wilson Acosta Marqués, considerado el sicario del clan familiar que hasta el último fin de semana gobernaba este municipio, pero sin resultados.

El intendente también está prófugo, aunque sobre él no pesa imputación por el doble asesinato perpetrado por dos sicarios en la que resultaron víctimas Medina y Almada, pero sí una orden de captura dispuesta por el Ministerio Público.

Wilson, quien fue reconocido como anticipo jurisdiccional de prueba por la única testigo del doble crimen, está imputado en rebeldía como uno de los autores. Los investigadores buscan también a Gustavo Acosta Gadea, sobrino suyo criado como un hijo más, como posible cómplice.

YA LE ESPERABA. Tres viviendas fueron cateadas en la madrugada de ayer por el fiscal Christian Roig y agentes Antinarcóticos en la localidad conocida como 3 Bocas, en busca de Gustavo Acosta Gadea y Fabio Acosta, hijos de Wilson Acosta Marqués, supuesto asesino de Pablo Medina.

Las casas allanadas pertenecen a Digna Gadea, madre de Gustavo, donde los agentes policiales hallaron rastros de que hasta minutos antes habían personas en el lugar, mientras que en otro allanamiento verificaron la vivienda de Fabio, donde solamente se encontraba su concubina, María Núñez, de 20 años.UH

Sigue leyendo
Anuncio
Anuncio
Anuncio

Recientes

Facebook

Más popular